viernes, 13 de abril de 2018

Un reto para coparse


Huracán recibe a Argentinos Juniors en un duelo en el que se juega gran parte de la expectativa por ingresar a una copa continental. En especial, porque “el bicho de la paternal” trae una interesante racha y un buen nivel de juego que puede complicar al equipo de Alfaro, que tendrá que mostrar su mejor versión para llevarse los tres puntos.

Este viernes 13 de abril de 2018 desde las 21.15 horas, en el estadio Tomás Adolfo Ducó de la ciudad autónoma de Buenos Aires, bajo el arbitraje de Jorge Baliño y la televisación de Fox Sports, juegan Huracán y Argentinos Juniors, por la fecha 23 de la Superliga Argentina de Fútbol 2017 / 2018.




La ausencia del capitán Martín Nervo por la injusta expulsión en San Juan y el regreso tras su lesión de Saúl Salcedo, son las principales novedades en la formación del Globo. Además, seguramente Federico Mancinelli vuelva a ser titular tras casi 10 meses en lugar de Matheu; Adrián Calello vuelve a la mitad de la cancha en lugar de Noir y se mantiene como delantero centro Diego Mendoza, quien relegó a Coniglio, mientras Andrés Chávez continúa lesionado.

Huracán jugaría con: Marcos Díaz; Carlos Araujo, Saúl Salcedo, Federico Mancinelli, Pablo Álvarez; Mauro Bogado, Adrián Calello, Israel Damonte; Ignacio Pussetto, Nicolás Silva; Diego Mendoza. El resto de los concentrados son: Manuel García, Cristian Chimino, Carlos Matheu, Patricio Toranzo, Daniel Montenegro, Norberto Briasco, Ricardo Noir y Fernando Coniglio. Uno de ellos quedará fuera de los suplentes.



Argentinos Juniors cumple en esta Superliga una exitosa campaña que lo tiene, tal como el Globo, a la expectativa de seguramente conseguir un puesto en un torneo continental. El equipo de Alfredo Berti acumula un solo punto menos que Huracán y tres victorias consecutivas, ante Unión, Gimnasia y Newells. El DT no confirmó el equipo, pero tiene las bajas de su lateral Sandoval expulsado ante Unión y Montero por cinco amonestaciones. Benítez tomaría el lugar de Sandoval y Francis o Alexis Mac Allister el de Montero. De esta forma, Argentinos Juniors iría con: Lucas Chaves; Kevin Mac Allister, Miguel Torrén, Gastón Bojanich, Guillermo Benítez; Gastón Machín, Alexis Mac Allister, Nicolás González, Leonardo Pisculichi, Damián Batallini; Lucas Barrios. El resto de los concentrados son: Nahuel Lanzilotta, Juan Camilo Saiz, Nehuén Pérez, Facundo Barboza, Francis Mac Allister, Gastón Verón, Javier Cabrera y Esteban Rueda. Uno de ellos quedará fuera de los suplentes.



Historial General

PJ
G
E
P
GaF
GeC
Primera División – Era Amateur
8
6
1
1
18
3
Primera División – Era Profesional
111
45
35
31
176
145
Ascenso
2
0
0
2
0
6
Copas Oficiales
3
2
0
1
7
6
Total General
124
53
36
35
201
160


En el historial general, Huracán y Argentinos Juniors se enfrentaron 124 veces, con 53 triunfos del Globo, 35 derrotas y 36 empates. En total, fueron 119 en la Primera División (8 amateurs y 119 profesionales), 2 en el ascenso y 3 por copas oficiales. En condición de local, se disputaron 60 encuentros, de los que Huracán ganó 30, perdió 14 y empató 16, con 113 goles convertidos y 73 recibidos.

El último juego en el historial se jugó en condición de visitante por la fecha 4 del Transición 2016, el 28/03/2016, el cual fue empate 0-0. La última victoria de Huracán, fue como local en el partido anterior, en la fecha 6 del torneo 2015, al vencer por 4 a 0, con hattrick de Ábila y Flores en contra.

Son Carlos Babington y Herminio Masantonio quienes más goles le convirtieron a Argentinos: 9. Miguel Brindisi hizo 8, Ángel Chiesa y Baldonedo 6 y Dante Sanabria 5.



En 13 de abril

Jugados: 16
Ganados: 11
Empatados: 2
Perdidos: 3


Último antecedente: 2003 – Local – 2 – 4 con Talleres de Córdoba por la fecha 9 del Clausura 2003 de primera división.

Si bien los triunfos en esta fecha son una gran mayoría, de los cuatro últimos partidos jugados en 13 de abril, tres fueron derrotas (en 1997 de visita 0-2 con Independiente; en 2001 de visita 0-3 con Newells y el citado con Talleres).



Árbitro

Jorge Baliño ha arbitrado a Huracán en 21 oportunidades desde 2007 hasta acá, registrando 11 triunfos, 3 empates y 7 derrotas. Arbitró al Globo en esta Superliga en dos ocasiones, siendo ambas los resultados más amplios a favor y en contra para el Globo: en la fecha 7 la victoria 4 a 0 sobre Lanús y en la fecha 14, la derrota 0-4 con Racing en Avellaneda.


Tres puntos valiosos


Huracán se llevó de San Juan tres puntos de oro para seguir sumando y elevar la mira hacia la clasificación a alguna de las copas continentales. Con un lindo gol de Nicolás Silva, en el primer tiempo, el Globo tuvo que aguantar el trámite, para traerse a casa la victoria. Gran labor una vez más de Marcos Díaz.





Síntesis

Domingo 8 de abril de 2018

Superliga Argentina – Fecha 22

Jugado en: Estadio Hilario Sánchez – San Juan


San Martín (San Juan) 0 – 1 Huracán


Gol:

21 1T 0-1: Nicolás Silva (H) define cruzado y bajo ante la salida de Ardente desde fuera del área, tras tomar en tres cuartos una bola suelta y ganar en velocidad por callejón central a dos marcadores.



Árbitro: Darío Herrera (mal)


Amonestados: Nervo, Álvarez, Matheu (H)

Expulsado: 27 2T Martín Nervo


San Martín (San Juan): Luis Ardente; Pablo Aguilar, Matías Escudero, Leandro Vega, Luis Olivera; Marcos Gelabert, Claudio Mosca, Álvaro Fernández, Horacio Carabajal; Nicolás Maná, Facundo Barceló. DT: Walter Coyette.

Huracán: Marcos Díaz; Carlos Araujo, Carlos Matheu, Martín Nervo, Pablo Álvarez; Mauro Bogado, Israel Damonte; Ignacio Pussetto, Nicolá Silva, Ricardo Noir; Diego Mendoza. DT: Gustavo Alfaro.


Cambios: 15 2T Pablo Magnín por Carabajal (SMSJ) / 17 2T Adrián Calello por Noir (H) / 28 2T Federico Mancinelli por Bogado (H) / 33 2T Emiliano Agüero por Aguilar (SMSJ) / 39 2T Gonzalo Prósperi por Maná (SMSJ) y Cristian Chimino por Silva (H).


Figura del partido: Marcos Díaz



Una victoria de visitante más que alentadora de cara al nuevo objetivo que tiene el Globo que dirige Alfaro. En San Juan y con un muy buen gol de Nicolás Silva, en un slalom individual en el primer tiempo, luego se dedicó a aguantar el partido y guarecerse en la figura cada vez más grande de Marcos Díaz, pilar para los tres puntos.

Esta vez más que nunca, comparto la crónica de Nicolás Ziccardi, de Soy Quemero.



Vino de diez

Huracán logró un triunfazo ante San Martín en San Juan imponiéndose por la mínima gracias al lindo gol de Nicolás Silva. El Globo jugó realmente poco pero compensó falencias con mucha actitud en cada línea, priorizó defenderse de principio a fin y aguantó con diez los últimos veinte minutos tras la injusta expulsión de Martín Nervo. El equipo se afianza en zona de Copas ilusionándose con retornar al ruedo internacional.

La soleada tarde cuyana recibió una nueva presentación del Club Atlético Huracán, que de impecable blanco saltó al verde césped del Hilario Sánchez para visitar al Club Atlético San Martín de San Juan. Provincia y Ciudad resignificada desde lo deportivo, en donde hemos sido felices en los últimos años, pero ante un rival que cobró otro en nuestra historia desde aquel escandaloso cotejo del 2007.

Gustavo Alfaro volvía a meter mano pese a hilvanar seis compromisos sin derrotas, Diego Mendoza hacía su presentación como titular en lugar de Coniglio mientras que Nicolás Silva regresaba por Solís y Mauro Bogado mandaba al banco de suplentes a Adrián Calello. El match inició sin un dominador claro, pero la intensión defensiva de Huracán quedó desnudada de arranque con Ignacio Pussetto en estricta posición de volante por la derecha e Israel Damonte casi pegado a los centrales.

Cuando adelantó líneas el Globo pudo generar peligro, Nicolás Silva peleó y ganó un balón por el sector izquierdo metiéndose al área local para jugar el excelente balón al punto penal; allí Diego Mendoza se lanzó en soledad pero su derechazo fue muy defectuoso desviando la bocha lejos. Enseguida Pussetto encontró lugar en posición de wing pero su intento de penetración terminó anulado por Pablo Aguilar.

Huracán se mostraba más peligroso a pesar de ubicar a sus once jugadores en campo propio ante cada avance del Verde, así fue como al minuto veinte un contragolpe letal nos daría la ventaja. Pablo Álvarez devolvió el balón desde la última línea y Diego Mendoza ganó perfecto el pivoteo en el círculo central para habilitar la carrera de Nicolás Silva; el Mosquito trasladó con campo de frente ante los dos centrales del rival perfilándose antes del ingreso al área y sacando un hermoso zurdazo que ingresó a pura precisión entre Luis Ardente y su poste izquierdo. Buen gol de Huracán, gran maniobra individual.

Lo que quedó de primera mitad fue un monólogo sanjuanino, San Martín metió a Huracán en sus tres cuartos de cancha pero a pesar del dominio no generó peligro más allá del mano a mano de Claudio Mosca que Carlos Araujo salvó de forma magistral despejando sobre la línea gol. Al descanso en ventaja, justa por la cantidad de situaciones claras creadas por ambos.

Ya en el complemento la ecuación no varió, Huracán se mantuvo firme en campo propio solamente despegando del bloque a un Diego Mendoza súper voluntarioso aunque prácticamente sin contacto con la bocha. San Martín redobló esfuerzos encontrando ciertas facilidades para transitar la mitad de cancha por eso Gustavo Alfaro mandó a Adrián Calello (No puede faltar) en lugar de un Ricardo Noir que lamentablemente no encuentra su lugar con la camiseta del Globo, más allá de un remate de zurda que Ardente atrapó sin problemas.

Parecía que Huracán buscaría atacar a un San Martín adelantado aunque inofensivo con el ingreso de Coniglio, sin embargo la insólita expulsión de Hugo Martín Nervo cambió los planes. El capitán, ya amonestado por una infracción que no fue, salió a cortar fuera del área y la pelota le pegó en la cola; Darío Herrera, posiblemente condicionado por un penal de Matheu no sancionado, compró la invención de su juez de línea mostrando segunda tarjeta por mano que no existió.

Finalmente fue Federico Mancinelli quien regresó a las canchas en lugar de Mauro Bogado para rearmar la última línea, la superioridad numérica agrandó a un rival que finalmente terminó encontrando jugadas de riesgo. Allí apareció Marcos Díaz, primero enmendando su error desviando el tiro de Mosca, luego enviando a córner el potente cabezazo de Barceló.

Cristian Chimino reemplazó al fundido Silva acomodándose con Araujo en banda derecha y enviando a un Pussetto 100% defensor al sector izquierdo. El Verde tuvo dos más para igualar, un tiro libre Claudio Mosca y un zurdazo casi en el área chica de Pablo Magnin, en ambas Marcos Díaz volvió a decir presente.
Huracán recién sumó algunos segundos de posesión ofensiva durante el adicionado, demasiado poco aunque no insuficiente para consumar una victoria absolutamente importante. Pedíamos que Alfaro defienda con defensores, y así fue.

Ganó el Globo uno de esos partidos fáciles de no ganar, sin la pelota ni las opciones de gol, cediendo el protagonismo y refugiándose en campo propio.  El triunfo nos eleva a la línea de las 37 unidades, cifra record desde el ascenso a Primera División. A falta de quince puntos, redimidos en los promedios, el Globo se juega en cada fecha la posibilidad de regresar al ruedo internacional manteniendo posibilidades tanto de Sudamericana como de Libertadores. Claro está que cada poroto que podamos sumar también engrosará el promedio para una próxima temporada que hoy nos tendría mucho más relajados al respecto, pero lógicamente atentos.

El juego y el funcionamiento no aparecen, los cambios que realiza Gustavo Alfaro fecha tras fecha dan prueba de esto más allá de las lesiones. Está claro que necesitamos aumentar nuestra cuota de puntos y desde esa óptica este campeonato es un éxito. ¿Se podría tener más? Sin dudas, tanto en juego como en porotos. Y todavía nos queda bastante por luchar.


domingo, 8 de abril de 2018

Verde y negro es el escollo



Huracán sigue con la búsqueda del nuevo objetivo. Ya quedan pocos partidos para el final, y los candidatos a las plazas continentales cada vez son más. El Globo sabe que tiene que llevarse los tres puntos de su viaje a San Juan, para poder quedar en pie y con buenas chances de quedarse con un lugar. Pero el rival no la va a hacer fácil, porque se hace fuerte como local, y le da sorpresas a más de uno, siendo un duro escollo.

Este domingo 8 de abril de 2018 desde las 13.15 horas, en el estadio Hilario Sánchez de la ciudad de San Juan, bajo el arbitraje de Darío Herrera y la televisación de TNT Sports, juegan San Martín de San Juan y Huracán, por la fecha 22 de la Superliga Argentina de Fútbol 2017 / 2018.



Es evidente que a Alfaro no lo dejó conforme el rendimiento del equipo ante Banfield. Por esto es que prepara tres variantes para visitar a San Martín en San Juan: Mauro Bogado tomará el lugar de Adrián Calello, vuelve Nicolás Silva recuperado de su lesión por Solís y Diego Mendoza tendrá su chance desde el inicio, en lugar de Coniglio. Se mantiene todavía fuera de los convocados, dado que no se ha recuperado de su lesión, el zaguero paraguayo Saúl Salcedo y vuelve a los concentrados, tras su experiencia en la selección de Armenia, Norberto Briasco. Salen de la lista Lucas Villalba y Nazareno Solís.

Huracán jugaría con: Marcos Díaz; Carlos Araujo, Carlos Matheu, Martín Nervo, Pablo Álvarez; Mauro Bogado, Israel Damonte; Ignacio Pussetto, Nicolás Silva, Ricardo Noir; Diego Mendoza. El resto de la delegación es: Manuel García, Cristian Chimino, Federico Mancinelli, Adrián Calello, Patricio Toranzo, Daniel Montenegro, Norberto Briasco y Fernando Coniglio. Uno de ellos quedará fuera de los suplentes.



Ocho son los puntos que lo separan de Huracán al conjunto sanjuanino, que se ubica del medio hacia abajo en las posiciones y trae una sola victoria en los últimos nueve juegos. Sorprendió, que luego de dicha victoria (hace 20 días ante Gimnasia La Plata), su DT Néstor Gorosito renunció al cargo, tomando inmediatamente el mismo, el ex quemero Walter Gastón Coyette. Este se encontró con algunos inconvenientes en el plantel, ya que en la semana rescindió contrato el delantero ex Colón Martín Luque y a dos días del juego ante el Globo, existen problemas con el delantero Claudio Spinelli, el goleador del equipo, que no fue citado. Su reemplazo por Facundo Barceló, sería el único cambio que haría Coyette, respecto del once que empató con Unión en Santa Fe. De esta forma, San Martín iría con: Luis Ardente; Pablo Aguilar, Matías Escudero, Leandro Vega, Luis Olivera; Álvaro Fernández, Marcos Gelabert, Claudio Mosca; Gabriel Carabajal, Facundo Barceló, Nicolás Maná. El resto de los concentrados y que serán suplentes son: Leonardo Corti, Damián Schmidt, Gonzalo Prósperi, Yonatán Goitia, Nicolás Pelaitay, Emiliano Agüero y Pablo Magnín.



Historial General

PJ
G
E
P
GaF
GeC
Primera División – Era Profesional
5
3
0
2
9
9
Ascenso
14
6
4
4
21
17
Total General
19
9
4
6
30
26


En el historial general, San Martín de San Juan y Huracán se enfrentaron 19 veces, con 9 triunfos del Globo, 6 derrotas y 4 empates. En total, fueron 5 en la Primera División y 14 en el ascenso. En condición de visitante, se disputaron 10 encuentros, de los que Huracán ganó 2, perdió 6 y empató 2, con 11 goles convertidos y 19 recibidos.

El último juego en el historial general, coincide con la última vez que jugaron en San Juan, y que Huracán ganó: fue el 11/03/2017 por la fecha 15 del torneo de Primera División 2016/2017, venciendo 1 a 0 con gol de Norberto Briasco. El otro juego que Huracán ganó en tierras sanjuaninas, fue el primero de todos, el 23/10/2003 por el Apertura de la B Nacional y terminó 3 a 2, con goles de Nicolás Hernández y uno del ecuatoriano Roberto Mina.



En 8 de abril

Jugados: 14        
Ganados: 5
Empatados: 4
Perdidos: 5


Último antecedente: 2017 – Visitante – 1 a 1 con Atlético Rafaela.

Juntamente con esa ocasión de 2017, Huracán jugó como visitante un 8 de abril dos veces más sin perder, triunfo ante Newells en 1984 y empate con Atlético Tucumán en 1989.

La última vez que el Globo ganó en esta fecha, fue en 1996, de visita a Argentinos Juniors y por 3 a 0.



Árbitro

Darío Herrera ha arbitrado a Huracán en 12 oportunidades desde 2013 hasta acá, registrando 4 triunfos, 5 empates y 3 derrotas. Arbitró al Globo en este torneo en dos ocasiones y ambas como visitante: en la fecha 12 con la derrota ante Belgrano (C) 0-1 y en la fecha 16 con empate 1 a 1 ante Arsenal.


Los errores de terceros también condicionan


Partido extraño. El espíritu de René rondando, y la nostalgia mezclada con melancolía de todos nosotros, se chocaron con un fallo arbitral fallido que cambió el rumbo del juego. Huracán y Banfield terminaron en empate un encuentro parejo, con un Globo bastante poco claro y un “taladro” que por momentos exhibió buen juego asociado.



Síntesis

Viernes 30 de marzo de 2018

Superliga Argentina – Fecha 21

Jugado en: Estadio Tomás A. Ducó – Ciudad Autónoma de Buenos Aires


Huracán 1 – 1 Banfield


Goles:

30 1T 0-1: Darío Cvitanich (B) de penal, por falta absolutamente inexiste de Matheu a Bertolo.

12 2T 1-1: Daniel Montenegro (H) define de zurda con remate bajo y bien pegado al palo de la mano izquierda de Arboleda, que rebota en dicho poste e ingresa lentamente. El remate fue desde el borde del área grande.


Árbitro: Silvio Trucco (muy mal)

Amonestados: Díaz, Bogado (H) / Ortíz, Kalinski, Remedi, Civelli (B)


Huracán: Marcos Díaz; Carlos Araujo, Carlos Matheu, Martín Nervo, Pablo Álvarez; Adrián Calello, Israel Damonte; Ignacio Pussetto, Nazareno Solís, Ricardo Noir; Fernando Coniglio. DT: Gustavo Alfaro.


Banfield: Mauricio Arboleda; Jorge Rodríguez, Renato Civelli, Danilo Ortíz, Adrián Sporle; Eric Remedi, Enzo Kalinski; Pablo Mouche, Jesús Dátolo, Nicolás Bertolo; Darío Cvitanich. DT: Omar Píccoli.


Cambios: 0 2T Patricio Toranzo por Calello y Daniel Montenegro por Noir (H) / 17 2T Agustín Fontana por Cvitanich (B) / 29 2T Mauro Bogado por Solís (H) / 34 2T Juan Álvarez por Bertolo (B) / 38 2T Mauricio Sperdutti por Mouche (B).


Figura del partido: Jesús Dátolo (B)

Figura de Huracán: Daniel Montenegro




Ya sin la presión del descenso, el objetivo se re-direccionó a la necesidad de seguir sumando puntos para tener tranquilidad en la siguiente temporada, y a la búsqueda de un lugar en alguno de los dos torneos continentales, en cuya lucha se embarcan muchos equipos.

El juego ante Banfield, teñido de la tristeza por la partida de René, fue parejo en su mayor parte, con un Huracán que en la primera parte le costó mucho hilvanar juego asociado y acercarse al arco rival. Banfield en tanto, hizo su negocio con un mediocampo de mucha experiencia y buen pie, y un delantero temible como Cvitanich.

El visitante llega a la ventaja con un descomunal error del árbitro Trucco, cobrando un penal que solo en su cabeza sucedió, cuando Bertolo se zambulló en el área ante la marca de Matheu, que tras una pifia, nunca toca al rival. Penal absurdo que Cvitanich cambia perfectamente por gol.

Si bien los cambios parecían apresurados y extraños (en especial por quienes salían, Noir y Calello de aceptable tarea), por ser desde el arranque de la etapa y afectar el esquema táctico del equipo, fueron Toranzo, y especialmente Montenegro, que desde su veteranía le dieron una nueva forma de pensar a un Huracán, que de la mano de Pussetto, bien asistido ahora, edificaba el empate. Ese empate que llegó en buen momento, a los doce minutos, cuando Montenegro remató desde el borde del área, y su remate pegó en la parte de adentro del palo izquierdo de Arboleda, cuya reacción fue pobre (pensó que se iba…), para cruzar la línea muy despacio.

Luego de veinticinco minutos, la nafta de los ingresados se consumió, y Huracán volvió al letargo ofensivo, del que solamente salía con algún arresto de coraje de Pussetto. Ahí Banfield tuvo su mejor momento, cuando Dátolo se hizo patrón total de la mitad de la cancha, puso en aprietos a la línea defensiva quemera, con volantes que no lo podían encontrar.

Así se fue diluyendo el partido, con Banfield en control, pero no le alcanzaba, y Huracán aletargado esperando el milagro de Pussetto o algo de la galera de Montenegro o Toranzo.

Empate de local que resulta poco para la expectativas del equipo y de cara al objetivo señalado.

Como siempre, y para entender mucho más lo que fue este juego, comparto la crónica de Nicolás Ziccardi, de Soy Quemero.



Trucco fallido

Huracán igualó ante Banfield en un Palacio Ducó envuelto en homenajes al Loco Houseman. El Globo cambió su juego intentando con cierto éxito manejar la pelota pero se fue al descanso en desventaja por un penal que inventó el juez Silvio Trucco. Alfaro pateó apresuradamente el tablero ingresando al complemento y aunque empatamos gracias al lindo gol del Rolfi Montenegro el equipo terminó fundiendo con mucho tramo por recorrer sosteniendo la parda con dificultad.

Clima de nostalgia en la última esquina de Parque de los Patricios, allí donde el Club Atlético Huracán recibió al Club Atlético Banfield con un Pueblo Quemero todavía impactado por la partida de nuestro ídolo René Orlando Houseman. Hubo aplausos, camisetas número siete flameando al aire y un respetuosísimo minuto de silencio ante del pitazo inicial. El primer equipo saltó al verde césped vestido atinadamente de negro pero con una casaca y bandera en homenaje al Hueso; además el match se frenó llegando al séptimo minuto para otra ovación acompañada por el simpático gesto de ver a nuestros jugadores bajándose las medias.

Gustavo Alfaro proponía un equipo diferente con Calello y Damonte en el círculo central acompañados en la línea media por Ricardo Noir en la derecha y Nazareno Solís por izquierda. Pablo Álvarez regresaba al lateral izquierdo devolviendo al Pipi Araujo a la banda opuesta y en delantera Ignacio Pussetto flotaba libre por detrás de Fernando Coniglio.
Huracán intentaba manejar la pelota ante el rival y eso sí planteaba un panorama nuevo. La tenencia fue repartida pero lentamente el Globo se mostró mejor a pesar de faltarle picante para poder romper con peligro en tres cuartos de cancha.   Solís era el volante que más facilidades tenía para aparecer sin marcas aunque tenía grandísimas dificultades para darle un cierre positivo a sus intervenciones; Coniglio estaba absorbido por los centrales mientras que Nacho Pussetto se movía curiosamente lejos de las zonas del campo en donde mayor lio suele causar.
Banfield equiparó las acciones apoyándose en el talento individual de sus intérpretes y en treinta minutos se toparía con la apertura del marcador luego que Silvio Trucco sancionara penal de Carlos Matheu a Nicolás Bertolo tras un tiro libre ofensivo. El central lanza el derechazo intentando despejar pero jamás toca al rival, que simula caer fulminado, en una infracción absolutamente inexistente. El juez compró pese a estar en una ubicación de privilegio, muy raro que sancionen algo que no se percibe. Darío Cvitanich se hizo cargo de la factura con un derechazo cruzado que venció la atinada volada de Marcos Díaz.
Ganaba la visita cuando pocos méritos había juntado para hacerlo, Huracán tuvo de inmediato el empate cuando Israel Damonte (Quien mejor entendió el partido durante la primera mitad) jugó rápido el tiro libre para un Pussetto que remató apenitas desviado. El Globo recuperó la bocha en el cuarto de hora final pero en ofensiva no pasó de un cabezazo que Pablo Álvarez lanzó por encima del larguero.
El complemento inició con Patricio Toranzo en lugar de Calello y Daniel Montenegro por Noir. Alfaro metía dos cambios disponiendo  de aquellos que suele reservar para pocos minutos, dejó a Solís pese a su pobre actuación y desarmó el doble cinco, quizás lo mejor del Globo en la tarde. Además estancó a Damonte en pose defensiva, privándose de su empuje en el centro del ataque.
Pese a esto el equipo sostuvo la pelota con las ganas de Montenegro y la precisión que Toranzo fue perdiendo conforme corrieron los minutos. En trece minutos, luego que Coniglio desviara un cabezazo, Carlos Araujo apuró el lateral ofensivo combinando en posición de wing derecho con Daniel Montenegro; el Rolfi recibió la pared en el vértice del área sacando un justo zurdazo que pese a no llevar mucha potencia ingresó entre Arboleda y su poste izquierdo. Lindo gol del Rolfi justo después de cumplir 39 años, el Globo volvía al partido gracias a su experimentado volante.
Parecía que nos llevábamos todo puesto pero lejos de eso el equipo se pinchó. El físico empezó a pasar factura y esto genero grandes huecos en el mediocampo, espacios que Banfield aprovechó de forma perfecta para generar peligro. Alfaro tuvo que rearmar lo desarmado metiendo a Bogado por Solís, pero nada cambió.
Fue el Taladro quien tuvo las mejores opciones de gol, Nervo le sacó sobre la línea un disparo a Mouche y Bertolo mandó un derechazo bien cerca del poste izquierdo de Marcos. El propio Díaz se lo sacaría mano a mano a Dátolo minutos más tarde. Huracán no pudo encontrarle la vuelta a lo que quedó de match, retrasó sus líneas alejándose de Coniglio y no encontró respuestas individuales en sus jugadores.
A pesar de esto tuvo dos situaciones clarísimas para ganarlo: Un centro al punto penal de Araujo que Arboleda mandó al córner tras el desvió en Coniglio y una solitaria aparición de Patricio Toranzo que forzó la gran reacción del arquero colombiano. Fue final y uno a uno, unidad que mantiene al Globo en zona de Copa Sudamericana bien lejos del corte clasificatorio que determina los descensos.
La sensación final es que el entrenador equivocó caminos en el complemento y la conquista de Montenegro terminó maquillando una jugada que pudo salirnos más cara. No puede quedar fuera del análisis el tremendo error de Silvio Trucco (Uno más y van) pero está claro que fue Huracán solo quien se metió en el terreno que mejor le terminó viniendo al rival.
Y desde aquí también, una línea en homenaje al Hueso René Orlando Houseman, símbolo de la estirpe Quemera que estará siempre presente en nuestros corazones